Archive for mayo, 2012

21 mayo, 2012

#22M… La Educación tiene la palabra. 19º.

Querido Llorón, en esta ocasión he decidido ceder la palabra y dejar mi lugar a alguien que hable desde la enseñanza. Porque es 22M y hoy la Educación es la que habla:

“Buenas tardes,

Me presento, soy Patricia, apasionada de la educación, y como bien resume mi mini-bio de
twitter (@patri_fulca) maestra de música, inglés y primaria interina, con futuro inestable y
permanentemente en lucha.
Hablemos de mañana, hablemos del 22M. Intentaré ser concisa.
Mañana se convoca una huelga épica, una huelga que aúna a todos los sectores de enseñanza,
desde infantil hasta la universidad.
Huelga épica como épico es el desfalco irracional de la educación, el recorte abusivo de
nuestros derechos.
Mi opinión más cruda y sincera es la siguiente: asistimos a una sistemática privatización del
sistema educativo español.
Que todos los recortes que se nos aplican no afecten a la calidad de la enseñanza es una
mentira, una mentira que por más que se repita nunca será verdad, porque resulta evidente,
por ejemplo, que un aumento de la ratio impide el desarrollo de cierto tipo de enseñanzas,
impide atención individualizada y dificulta acciones creativas, motivadoras, etc. Por tanto, sí,
impide el desarrollo de la calidad.
Por cierto, a aquellos que vienen y dicen “pues cuando yo estudiaba éramos 40 en clase y aquí
estoy” les pregunto: ¿y eso estaba bien? ¿esa educación era mejor que ahora? ¿el contexto
social era el mismo? Un modelo con clases de 40 alumnos que recibían clases magistrales,
en el cual los alumnos eran vasijas vacías que rellenar de conocimientos sin preocuparse
de si podrían o sabrían aplicarlos algún día a algo real, un modelo en el que la biografía de
esos alumnos se quedaba colgada en el perchero y todos eran un número de esos 40, un
modelo en que los conocimientos no se tocaban, no se veían, no se sentían, no se aplicaban,
y, por supuesto, no se discutían, (es así porque lo decimos el libro y yo, cero pensamiento
divergente). Un modelo en el que poco importan cosas como aportar herramientas para la
resolución de conflictos entre alumnos, eso lo solucionaba el maestro/a con un grito (o un
capón)… Ese era el modelo que recordáis de las clases de 40 alumnos.
Además, se realizará un ajuste de plantilla entre despidos y no contratación de docentes
que llevará a que muchos profesores tengan que impartir asignaturas para las que no están
especializados, por lo que, de nuevo, la calidad de la enseñanza será menor.
Se reducen becas y se incrementa el precio de las tasas universitarias, eso para mí, envía un
claro mensaje, “la educación para quien la pague”.
Hoy, se suprimen aulas de apoyo, tutorías, medidas de compensación, horas dedicadas a la
preparación e implementación de métodos… todo esto devalúa el sistema educativo público y
hace que, aquellos que puedan permitírselo, paguen una educación privada.
Un sistema educativo público y de calidad es necesario para que todos, vengamos de donde
vengamos y seamos como seamos tengamos las mismas oportunidades, el conjunto de
medidas presentadas, lo único que hace es abrir una vergonzosa brecha social, un tipo de
segregación del alumnado que perjudica a todos, pero, como siempre, perjudica aún más a los
de siempre, en este caso, alumnos con necesidades educativas específicas y alumnos en riesgo
de exclusión social. No podemos mantenernos callados mientras intentan crear alumnos y, por
tanto, ciudadanos, de primera clase, de segunda y de tercera.
Resulta, que todo esto y más forma una sinrazón, una vorágine que, lamento decir, lo único
que hace es quebrar el futuro y no, con el futuro no se juega. Con la educación no se juega.
Todos tenemos reconocido el derecho a una educación y, señores, tengo que decirlo, el
derecho a educación es mucho más que derecho a una plaza en un colegio público, mucho
más.
Queda mucho por decir, y siento si el discurso es desordenado, nace fruto de la rabia.
Por todo esto, y por mucho más, hoy he explicado a mi clase de primero de primaria que yo
mañana (22M) no iba a ir clase, que iba a hacer huelga por defenderme, por defender también a mis
posibles futuros hijos, por defenderlos a ellos, mis alumnos, también a mis colegas maestros,
a sus alumnos y alumnas, a amigos… Por defender todo en lo que creo.
Por todo esto y mucho más el 22M no piso el colegio, cojo el coche y me voy a la capital de
provincia, por la mañana a la concentración y por la tarde a la manifestación. Si lo desean
ustedes y me lo permiten, les dejaré algún comentario sobre como ha ido la jornada.
Agradecida por este espacio les saluda atentamente,
Patricia Sánchez.”
A %d blogueros les gusta esto: